Estos países luchan contra la contaminación

Estos países luchan contra la contaminación

23 de noviembre del 2018

En los últimos años la Organización Mundial de la Salud y diferentes movimientos ecologistas, han realizado diferentes estudios sobre los altos niveles de contaminación que se están registrando en algunos países y que están provocando graves daños en el medio ambiente y la salud de las personas.

En abril de 2016, más de 194 países firmaron el Acuerdo de París, un pacto en el que los líderes más importantes del mundo, se comprometían a realizar acciones valederas que funcionarán para combatir el cambio climático y la emisión de gases de efecto invernadero.

Los primeros en intentar tomar acciones en pro del medio ambiente fueron China, Inglaterra y Perú, en el caso del primero, para muchos sus acciones no han sido suficientes, no obstante, a pesar de la críticas según los expertos, los esfuerzos cada día son más notorios, por lo que invitan a unirse a esta campaña de endurecimiento de penas y sanciones a quienes contaminen el planeta.

En el caso de China, desde el Ministerio de Protección del Medio Ambiente, ha entrado en una lucha con el fin de evitar que la contaminación del suelo, aire y agua se siga presentando. En el gigante asiático se han fijado como objetivo en reducir en al menos un 15 % el nivel de partículas PM 2,5, las más pequeñas y dañinas para la salud porque pueden llegar directamente en los pulmones.

Los principales focos de atención en China son: Pekín, Habei y Tianjian, ciudades que históricamente han presentado altos niveles de contaminación.

Adicionalmente, las autoridades chinas han incrementado los controles a las empresas que funcionan en su país con el fin de verificar que están cumpliendo con los protocolos de protección y cuidado del medio ambiente.

En Reino Unido el ayuntamiento de Londres puso en marcha un impuesto con el pretende sancionar a los propietarios de aquellos vehículos que emiten altas concentraciones de polución. Esto además busca que los ciudadanos se acojan a la política de reemplazo de autos de gasolina y diésel por coches eléctricos que disminuyan el impacto sobre el planeta.

Mientras que en Perú las autoridades han reportado que se ha presentado una reducción notable en los niveles de contaminación. En el caso de las emisiones de material particulado se redujeron de 32 toneladas a 19.