Gabinete aprueba firma electrónica avanzada

Fotografía: Twitter @nitocortizo

Gabinete aprueba firma electrónica avanzada

14 de agosto del 2019

El pasado martes 13 de agosto, el Consejo de Gabinete aprobó el proyecto que propone implementar la firma electrónica calificada en los procesos que desarrollan los ministros de Estado.

Con la implementación de esta firma electrónica se pretende agilizar los trámites que tienen que hacer las personas naturales y las empresas con las instituciones gubernamentales.

La norma promete garantizar una mayor transparencia en los trámites y procesos, para que de esta manera los altos funcionarios del Gobierno aprueben vía electrónica la documentación estatal.

FOMAVI

También se presentó el Fondo de Mantenimiento Vial (FOMAVI), con el cual se pretente priorizar la rehabilitación y el mantenimiento permanente de la red vial a través dela participación de empresas y mano de obra locales.

Entre las principales labores a desarrollar por el FOMAVI se encuentran la financiación y el mantenimiento de miles de kilómetros de la red vial nacional. Lo anterior reactivaría la economía interna del país.

El titular de Obras Públicas, Rafael Sabonge, por su parte dijo que “el fondo permitirá el mantenimiento de los más de 16 mil kilómetros de carreteras urbanas, y 5 mil kilómetros de vías interurbanas”, por lo que es esencial “crear una cultura de mantenimiento”.

“FOMAVI es un fondo fiduciario para asegurarnos que, no solo en nuestra administración sino en administraciones venideras, haya fondos destinados al mantenimiento periódico de la estructura vial”, expresó Sabonge.

Este programa debe ser implementado en el primer año de Gobierno del presidente Laurentino Cortizo.

CREACIÓN DE NOTARÍAS

Otro de los puntos que trató el Gabinete y que también fue aprobado, es el proyecto de Ley 036-19 que creará dos Notarías Públicas en el Circuito Notarial de Panamá Oeste y que fue propuesto por  Carlos Romero, ministro de Gobierno.

Romero también dijo que se han presentado unas 9.000 solicitudes de migrantes reclamando refugio en Panamá, donde apenas el 1% son aprobadas.